Guía rápida de la Tesis Doctoral

La tesis es el trabajo original con el que se termina el proceso formativo como investigador. Su presentación y defensa permite la obtención del título de Doctor y capacita como trabajador autónomo en el ámbito de I+D+i.

Durante ese periodo, el “investigador en formación” o doctorando se forma en capacidades y destrezas que le permiten llevar a cabo una investigación, siendo la tesis doctoral la demostración del grado alcanzado, al aportar en la misma resultados originales de la investigación llevada a cabo.

¿Quién puede presentar la tesis doctoral?

Para presentar su tesis doctoral a lectura y defensa, debe estar matriculado en alguno de los 29 programas de doctorado ofertados por la Universidad de Valladolid, al menos en su segundo año de matrícula.

Modalidades de tesis doctorales

La tesis presentada deberá ser, en su cuerpo fundamental, de autoría única y no estar publicado previamente.

Deberá incluir índice, introducción, un cuerpo formado por capítulos bien diferenciados, conclusiones y bibliografía.

Para acreditar la calidad de la tesis se debe presentar, al menos, una aportación científica relacionada con la misma. La fecha de aceptación de esta aportación deberá estar comprendida dentro del período en el que el alumno haya estado matriculado en los estudios de doctorado.

Si esa aportación ha sido firmada por dos o más doctorandos, sólo podrá avalar una tesis. En este caso, deberá aportarse escrito de renuncia de los co-autores a avalar otra tesis. Los criterios de interpretación de este punto se han establecido entre los diferentes programas de doctorado y la Comisión de Doctorado.

La tesis se compondrá por un mínimo de tres artículos científicos elaborados por el doctorando aceptados o publicados en un medio de impacto, según los criterios de la ANECA para el área de conocimiento en la que se presenta la tesis, dentro del período en el que el alumno haya estado matriculado en el Programa de Doctorado.

Deberá incluir índice, introducción amplia, un cuerpo con los distintos artículos (completos y con las referencias bibliográficas), conclusiones y bibliografía. Especialmente importante es la parte de introducción que justificará la relación entre las publicaciones presentadas y su relevancia conjunta, los objetivos y la metodología empleada.

En el caso de un artículo firmado por más de un autor, deberá aportarse escrito de renuncia de los co-autores a incluirlo en otra tesis.